Logo

574660 257514021014321_100002671745588_465172_276960857_nPor Max Barbosa – www.TeatroenMiami.com

 Federico García Lorca (1898-1936), escribió Bodas de sangre en 1931. El 8 de marzo del 1938 subió a escena en el teatro Beatriz, en Madrid, a cargo de la compañía perteneciente a Josefina Díaz y Manuel Callado. Desde entonces su atractivo se mantiene indemne. En Miami goza del beneplácito que significa su puesta en escena por diversas agrupaciones teatrales, a saber: Teatro 8 en el 2005; Alguibia Teatro, de España, la presentó durante el Festival Internacional de Teatro Hispano de Miami en el 2009. Y en el 2010 hubo dos puestas, una por la Sociedad Actoral Hispanoamericana; la otra, por el Miami-Dade College a través de su programa Actor’s Arena, independientemente de la versión del Ballet Flamenco La Rosa también en este año.   


Ahora, en el 2012, Lily Vega ofrece una visión diferente con Ingenio Teatro, la compañía que dirige. Raquel Carrió, conocida personalidad del teatro cubano, es la autora del texto a partir del original. Ambas nos explican el por qué de Bodas de sangre.

 

 Versión libre de Raquel. ¿Está presente Lorca?

Decia nuestro Grotowski: “La forma más viva de respetar un clásico es profanándolo”.

Es una versión libre de Raquel pero claro que Lorca está presente. En cada imagen, en cada intención, en su poesía que perdura para siempre en el alma de quien la lee.   

 

¿Es una tragedia?

No, no es una tragedia, Es una historia de amor, muerte y esperanza, ¿por qué no?      

 

 Sonia Smith, Gabriel Porras y Osvaldo  Casín son actores de televisión. Marisol se destaca en la comedia, generalmente. ¿Cómo solucionas estas diferencias con el teatro que llevas a cabo?  

Los actores son iguales vengan de donde vengan. Lo que hay que ser disciplinados y talentosos. Ellos han sido excelentes compañeros en este viaje en el que todos hemos aprendido mucho.

 

Entonces…

El móvil es el mismo. Estamos tocados por la gracia divina de la locura que significa actuar y eso es lo que hemos compartido: el disfrute de estar en un proyecto del que estamos enamorados.

 

Tu punto de vista como directora.

Nunca me propongo mostrar nada concreto. Siempre aprovecho el momento en que está mi alma, eso es lo que muestro. Estoy feliz, sintiéndome agradecida y responsable por las personas que he conocido y que me han dado la oportunidad de crecer. Soy feliz, además, por los que siguen conmigo y son parte de mi sueño.

 

El equipo de realización.

Ha sido fabuloso. Ha sido un trabajo colectivo, de mucha unidad. Sentimos que Bodas… nos pertenece a todos, tanto, que la defendemos como un grupo que decidió elegirla para  tener esta maravillosa experiencia.

 

¿Gratitudes?

Quiero darle las gracias al Teatro Trail donde masivamente el público asiste para reír, llorar, pensar. Ahí tenemos un espacio los creadores para dar clases a niños y jóvenes, un espacio para realizar nuestros proyectos en una ciudad multicultural. Se trata de una opción diferente.

 

Raquel Carrió y sus notas al programa.

Revisitar una obra clásica es siempre una aventura apasionante. Mas, si se trata de la propia tradición, que hunde sus raíces en la estirpe de lo hispano. ¿Cuántas veces la obra teatral de Federico Garcia Lorca ha cruzado el mar para nutrir los escenarios de la América nuestra? Serian incontables. Pero lo curioso, es como sus obras encuentran, en los escenarios americanos, nuevas lecturas que lo acercan a realidades distintas pero convergentes. Y es que Bodas de sangre, Yerma o La casa de Bernarda Alba, han viajado primero en la sangre, en las miradas, en las huellas de una herencia que siempre se renueva. Así, cada puesta en escena es un viaje en el espacio y el tiempo, y trazar las coordenadas de una lectura de Bodas… desde una mirada contemporánea, implica un ejercicio de lenguaje que acerque el texto al habla natural, orgánica, de los actores y, por extensión, de los espectadores. Básicamente, es subrayar lo que nos identifica, lo que llega a nosotros: revelar los impulsos más secretos de la sangre.
 

De la pasión trata Bodas… y del eterno conflicto entre la realidad y el deseo, el deber y la naturaleza, la razón y el impulso que mueve las acciones. Se trata, entonces, de centrarnos en la esencia del conflicto desde una síntesis en el uso del lenguaje que exponga al actor (y al espectador con él) al límite de las tensiones entre los personajes. Sin alivio, sin subterfugios o desvíos que nos aparten de la acción. Estructurada en cuadros, la versión que presentamos narra una historia a la inversa: de la muerte de los amantes al develamiento, paso a paso, de los moviles internos, sumergidos, que conducen al desenlace que es, a la vez, el punto inicial del relato. En este círculo de imágenes, hay un lugar inquietante: ese que tenemos todos, muy adentro, que creemos conocer o dominar, y sin embargo estalla, algunas veces, mas allá, o al revés, de nuestra voluntad. Subrayar esa contradicción es el centro del montaje, que apuesta por la sobriedad y enfatiza la intensidad de los actores- personajes.

 

 

Bodas de Sangre.

Elenco:

Sonia Smith.

Gabriel Porras.

Martha Velazco.

Osvaldo Casín.

Marisol Correa.

Rosalinda Rodríquez.

Jorge Luis Alvárez.

Rocío Carmona.

 

Teatro Trail. Desde el 1 hasta el 3 de junio.

3715 SW 8 St Teléfono: 305-443-1009.


 

 

 

 

 

 

Teatro en Miami Corp a Cultural non for profit organization of Miami, Florida